miércoles, 19 de noviembre de 2008


Este es un poema en recuerdo de todas las mujeres que han sufrido maltrato por parte de sus parejas. Mi más sincero homenaje. Ojalá pudiéramos cambiar la mentalidad de todas esas personas violentas y obcecadas.


EL hombre que la pega
y la vuelve invisible.
Se hace fuerte, cada vez más.
Le miente,
le desdice,
le quita la saliva
con cuchillos en las manos.
Hasta cuándo resistirá
su cuerpo diminuto...

Llega cierta noche
embriagado de alcohol.
Las cejas y los brazos
drogados de cerveza.
No se da cuenta,
su cerebro se agiganta.

En la fría madrugada...
Un rostro sin nombre,
una voz desarmada
entre sangre y lágrimas.

Alodia

Imagen: Michael Jastremski (Philadelpia)





8 comentarios:

Fugaz dijo...

Ojalá a este grito contra la violencia de género se sumen cada vez más y más voces. Es injusto, y mucho más cuando se valen del miedo, del terror y de la indiferencia (en algunos casos) del entorno que las rodea.

Un NO rotundo a la violencia de género y a cualquier otra violencia evidentemente.

Besos!

amigoplantas dijo...

Una de las realidades más lóbregas

Pero negar la realidad nunca ayudó a nada, el tema es encontrar herramientas para gestionarla

Sugiero firmemente usar la felicidad, sí sí, la felicidad, cuando la estás sintiendo te haces más fuerte hasta para eso

El Rincón del Relax *Beatriz* dijo...

Hola Alodia! OJalá como bien tu dices, pudieramos cambiar la mentalidad de estos individuos... ojalá, ojalá ocurra y pronto.

En cuanto a tu dedicación, realmente conmovedora.

Te dejo un abrazoo fuerte!

PD: Decirte que mi blog no se actuliza en tu lista de blogger, no se muy bien porque, pero no actualiza desde hace dos semanas, jajaa

eterno.embeleso dijo...

Es una lúgubre verdad. Me compadezco de aquellas personas que se ven silenciadas por el terror propio que les inspira su pareja. Ojalá no fuese así.
Un beso :)

Elita dijo...

Hola llegué acá recorriendo blogs y me encuentro con este post, gracias por tu apoyo a las mujeres golpeadas que no son pocas,en mi país Chile esto es un problema escondido en cuatro paredes del que nadie habla.. gracias al cielo hoy está saliendo del closet para que el mundo se entere y condene a los culpables. Denuncia mujer denuncia!!!
Saludos y cariños para ti, espero volver pronto para leerte con mas tiempo.

Poetiza dijo...

Cuando terminara esta pesadilla? Me duele el poema porque presisamente hace dos dias mi hermana fue golpeada por su marido por primera vez, ojala sea la ultima, ha decidido dejarlo y hoy lo hizo. Me duele el poema pero es hermoso. Te dejo un beso, cuidate mucho. Fue un placer pasar a leer y conocer tu bello espacio.

Vicky dijo...

Hay palabras de desprecio que son como puñales en la espalda, que no las ves venir y que acabas por creer... Suerte que llega un día que tu fuerza interior renace y es mas fuerte que esas impertinencias, quejas y desprecios y pueden luchar por respirar y vivir en paz.
El miedo sin darnos cuenta nos hace ser sumisas, nos creemos cosas que no son, y las apariencias son un engaño para nosotras. No se puede vivir como un fantasma en nuestra propia casa.

amor dijo...

mi apoyo y mi fuerza ante la violencia y ante la injusticia

s